Correr. Algunos de los errores más frecuentes al hacerlo.

Correr es una actividad agradable. Mientras se hace se despeja la mente y sus beneficios sobre los músculos son geniales, aunque en los últimos tiempos esté un poco subestimado, pues quien no sabe cómo empezar a colocar en práctica ésta actividad comete el error de arruinarla.

 

Imagen: Workoutforweightloss.

 

Alguno de los errores más comunes son:

Empezar demasiado rápido, y esto sucede cuando no calentamos el cuerpo como se debe antes y nos lanzamos de una vez a correr. Por lo que se debe iniciar con un poco de calma, caminar por días para que el cuerpo se adapte a esa nueva actividad y ya luego colocarla en práctica. De lo contrario solo te fatigas y te aburres muy rápido, sobre todo si no se está acostumbrado, incluso se puede desgarrar un musculo.

 

Imagen: Franmenez

 

Mal postura, correr con el cuerpo tenso y no relajado. Por lo que es muy pero muy importante el calentamiento, de esta forma el cuerpo se activa y a la vez se relaja. Lo más recomendable durante el calentamiento son las sentadillas y el “salto del gato”, incluso luego de correr, el enfriamiento también debe ser parte de esa actividad.

 

Imagen: Franmenez.

 

Utilizar los zapatos inadecuados. Este deber ser el primer integrante para iniciarse en esta actividad, pues al llevar todo el peso del cuerpo deben ser cómodos y justos para los pies.

 

Imagen: Franmenez.

 

Correr todos los días. Ni siquiera los mejores corredores del mundo lo hacen, si bien es cierto que es un hábito saludable, el cuerpo también necesita periodos de descanso para regenerarse.

 

Imagen: Franmenez.

Síguenos en Instagram:ELEMENTOS