Todo lo que gustaría saber sobre el comportamiento canino

Para los amantes de los perros, conoces cada lenguaje, gesto, sonido y movimientos del engreído de tu casa.

Cuando sus orejas las pone recta y se pone de pie (en cuatro patas): Estoy alerta, sospecho algo.

El perro agacha tus orejas y se encoje un poco: Estoy ansioso. Y si empieza a ladrar en la misma posición: Me siento  amenazado.

Ladra y salta a la vez Estoy furioso, deberías tener cuidado conmigo.

 

Imagen: Weheartit

 

 

Si se acerca girando la cabeza, aleja la vista y oliendo el piso: Vengo en paz.

Camina despacio y agachado: Estoy acechando.

Si está con la lengua afuera  o bosteza o se le lame la nariz o se rasca: Estoy muy estresado.

Si se voltea y se aleja cuando te ve: Te respeto.

 

Imagen: Weheartit

 

 

Si se acurruca y pone los ojos como la ballena: Déjame tranquilo.

Cuando se sacude: Libero mi estrés.

Cuando tienes las orejas relajadas y parpadea los ojos: Estoy bien relajado.

Si solo te da la espalda: Te respeto demasiado.

 

Imagen: Pinterest

 

 

Cuando el perro se enrosca, baja las ojeras: Soy amable y muy  educado.

Te mira agrandando los ojos y las orejas hacia atrás: ¡Te lo suplico!

Se pone boca arriba para que le rasquen la panza: Soy todo tuyo.

Estira su cuerpo y se pone para en dos patas: ¡Hola, que alegría verte!

 

Imagen: Weheartit

 

 

Inclina su cuerpo para jugar en posición de cazar: Estoy listo para jugar.

Cuando te mira mucho: Medarás de comer.

Inclina la cabeza: Siento curiosidad.

Esta con la boca abierta y la lengua afuera: Estoy acalorado.

Si se estremece: Estoy súper contento.

Te lame: ¡Te quiero mucho!

 

Imagen: Pinterest