Actitudes que te hacen ser toda una ”grinch” pero que disfrutas con plenitud.

Si eres de esas personas que suele decir ¡odio a todo el mundo!, te identificarás con esas situaciones y te reirás de ti mismo.

Cuando una persona mayor  o alguien va caminado delante de ti y es muy lenta, por un momento piensas en decirle que se apure porque no tienes todo el día. Al final solo te estresas y adelantas a dicha persona.

 

Imagen: Pinterest

Si está en una fila esperando o viajas en el bus y la persona de atrás o de al lado trata de hacerte conversación, decides ignorarlo o ponerle cara de pocos amigos.

Eres muy des confiado (a), crees que es preferible no fiarse de nadie.

Cuando ves a una pareja juntos, lo comienzas a molestar y piensas que el amor solo trae problemas.

 

 

Imagen: Pinterest

Pones a  prueba a tus amigos para ver si confían en ti

Cuando a tomar el ascensor y se abren las puertas y ven que hay gente adentro piensas: “¿Por qué no venía vacío?” “Mejor hubiera ida por las escaleras”.

Si alguien te hace spoiler o te cuenta el final de una película, te enojas y le deseas lo peor.

 

Imagen: Pinterest

Cuando te avisan que llegará visita a tu casa o ya llegó la visita.  Es una mala noticia, deseas que  no lleguen, que hubieran cancelado, también no sale de tu habitación hasta que se vayan, te vuelves un ermitaño.

Tienes pocos amigos y piensas que no saben cómo llegaron a serlo, si todo son unos pesados.

En fin  solo relájate y no pienses mucho.

Imagen: Pinterest